La división operativa del servicio de inteligencia de Israel (el Mossad), conocida como

La división operativa del servicio de inteligencia de Israel (el Mossad), conocida como “Cesárea”, ha puesto al presidente sirio, Bashar al-Asad, en la lista de sus asesinatos selectivos, ha revelado un nuevo informe.

Según un informe divulgado el sábado por el diario digital kuwaití Aljarida, citando a una “fuente privada israelí”, la inteligencia israelí preparó el mencionado plan, en respuesta a la amenaza del mandatario sirio, quien advirtió de un ataque misil a Israel si este continúa sus provocaciones aéreas dentro de Siria.

La semana pasada Al-Asad avisó de que si los cazas israelíes vuelven a atacar posiciones del Ejército sirio o violan el espacio aéreo de Siria, la Fuerza Aérea de su país atacará con misiles avanzados los objetivos sensibles de Israel, incluido el aeropuerto internacional Ben Gurion.

Es la primera vez que la unidad “Cesárea” coloca en su lista de asesinatos a un jefe de estado, puesto que la lista normalmente incluye a personas que, según Tel Aviv, “cometen actos terroristas contra Israel”, jefes de “organizaciones terroristas”, añade el rotativo sin dar a conocer más detalles sobre la fuente.

En el listado en cuestión aparecen entre otras reconocidas figuras propalestinas, el secretario general de la Resistencia Islámica de El Líbano (Hezbolá), Seyed Hasan Nasrolá, así como el número dos de Hezbolá, el sheij Naim Qasem y el jefe de la oficina política del Movimiento de Resistencia Islámica Palestina (HAMAS), Ismail Haniya.

Compartir: