Según explicó Vladímir Shamánov, jefe del Comité de la Defensa de la Duma Estatal rusa, la causa exacta del derribo del avión militar ruso Su-25, ocurrido este sábado en la provincia siria de Idlib, se debió al impacto de un misil guiado por el calor contra el motor derecho de la aeronave.

Según explicó Vladímir Shamánov, jefe del Comité de la Defensa de la Duma Estatal rusa, la causa exacta del derribo del avión militar ruso Su-25, ocurrido este sábado en la provincia siria de Idlib, se debió al impacto de un misil guiado por el calor contra el motor derecho de la aeronave.

El avión pilotado por Román Filípov se estrelló el pasado 3 de febrero cuando sobrevolaba la zona de distensión de Idlib. Según el medio ruso de RT, antes de verse obligado a eyectarse de la aeronave en un área controlada por los militantes del Frente al Nusra, el piloto informó que había sido alcanzado por un proyectil.

En respuesta a este acto de agresión, Moscú lanzó un contraataque múltiple con armas de alta precisión en la zona, abatiendo a más de 30 terroristas, según el Ministerio de Defensa de Rusia.

Vladímir Shamánov ha asegurado que las Fuerzas Especiales sirias están tratando de acceder desde el sábado al lugar de la caída del avión.

El Ministerio de Defensa de Rusia informó este lunes de que el piloto murió inmolándose con una granada cuando se vio rodeado por combatientes del Frente al Nusra.

Horas antes, apareció en la Red un video que muestra presuntamente los últimos momentos de vida del piloto ruso. En la grabación se aprecia cómo varios militantes armados que hablan árabe persiguen a un hombre que grita una frase en ruso antes de detonar una granada.

 

Compartir: