Un senador ruso confirma que los recientes bombardeos de la coalición internacional, liderado por Estados Unidos, contra las posiciones del Ejército de Siria tienen como fin desacreditar al presidente de Rusia, Vladimir Putin, antes de las elecciones presidenciales en el país euroasiático.

Un senador ruso confirma que los recientes bombardeos de la coalición internacional, liderado por Estados Unidos, contra las posiciones de las tropas gubernamentales de Siria tienen como fin desacreditar al presidente de Rusia, Vladimir Putin, antes de las elecciones presidenciales en el país euroasiático.

El presidente del comité de Defensa y Seguridad del Senado ruso, Víctor Bóndarev, ha denunciado este viernes los ataques aéreos de la llamada coalición anti-ISIS (Daesh, en árabe), liderada por Washington, contra las fuerzas sirias, y ha asegurado que tales acciones buscan difamar al mandatario ruso y rechazar su anuncio sobre la derrota de esa banda terrorista en Siria.

“El comandante supremo de las Fuerzas Armadas de Rusia, Vladimir Putin, en diciembre de 2017 anunció la derrota del grupo terrorista más fuerte, EE.UU. intenta rechazar ese hecho porque las pruebas de lo contrario, como le parece, servirían para desacreditar a Putin de cara a las elecciones presidenciales rusas”, ha afirmado.

Ha defendido las declaraciones de Putin sobre el fracaso de la agrupación takfirí Daesh en Siria. De hecho, el Ejército sirio y sus aliados han arrebatado a esa banda terrorista todos los núcleos urbanos que controlaba en el territorio sirio y sus remanentes insurgentes, en su mayoría, se han visto obligados a esconderse y buscar refugio en las zonas desérticas que se ubican en las regiones fronterizas con Irak.

“El terrorismo organizado en Siria fue abatido y la lucha contra los combatientes debilitados es cuestión de tiempo, es un proceso natural”, ha indicado el senador en declaraciones a la agencia de noticias rusa Sputnik.

A juicio de Bóndarev, las acciones provocativas de Washington buscan crear tensión en la región, causando discordias entre Rusia y otros Estados “que contribuyen al proceso pacífico en Siria”, no obstante, ha asegurado el fracaso de tales complots, “gracias a la dirección militar y diplomática de Rusia”.

Ha condenado, además, el continuo apoyo armamentístico de EE.UU. a los grupos terroristas, mientras ha lamentado que Washington recurra a todo para detener las victorias del Gobierno sirio y el seguimiento de la guerra en el país árabe.

EE.UU. y su coalición han bombardeado en más de una ocasión las posiciones del Ejército sirio y sus aliados en la lucha contra las bandas terroristas, siendo el caso más destacado el ataque “por error” de septiembre de 2016 en Deir ez-Zor (este), donde fueron asesinados más de 80 uniformados sirios.

Compartir:

Camentarios

Please enter your comment!
Please enter your name here

73 + = 83