El Ejército de Irak está desplegando aviones no tripulados (drones) de combate avanzados similares a los construidos en China para cazar a los remanentes de las fuerzas del grupo terrorista ISIS (Daesh, en árabe) en todo el país.

El Ejército de Irak está desplegando aviones de combate avanzados similares a los construidos en China para cazar a los terroristas del grupo takfirí ISIS (Daesh, en árabe) en todo el país.

Según la agencia de noticias Al Masdar News, el avión no tripulado de combate, clasificado por su fabricante chino como el CH-4B, es capaz de operar a una altura de 5.000 metros desde donde puede usar misiles guiados por láser y bombas cargadas en seis puntos duros cerca de la raíz del ala.

Al estar equipado con un equipo de cámara avanzado, el dron también puede servir en el rol de reconocimiento.

Dada la limitada capacidad de ataque de reconocimiento (es decir, la capacidad de tener constantemente aviones de combate en el aire para rastrear y atacar objetivos según se los identifica) de la Fuerza Aérea iraquí debido a su tamaño, el CH-4B del Ejército iraquí sirve como un útil activo de apoyo de fuego en asistencia directa de tropas en el suelo y como arma de neutralización.

Recientemente, las fuentes de los medios de comunicación del Ejército iraquí publicaron un breve informe en video que muestra su CH-4B en acción contra los objetivos de ISIS en todo el país.

Compartir:

1 Comentario

Camentarios

Please enter your comment!
Please enter your name here

40 − = 32