Un grupo de colonos israelíes fueron filmados mientras saqueaban aceitunas de granjas palestinas cerca de la ciudad ocupada de Nablus, en Cisjordania.

Un grupo de colonos israelíes fueron filmados mientras saqueaban aceitunas de granjas palestinas cerca de la ciudad ocupada de Nablus, en Cisjordania.

En la grabación, publicada por Middle East Monitor, se puede ver a una pareja israelí trabajando juntos para recoger y empaquetar aceitunas de las arboledas de una granja palestina.

Según la ONG israelí de derechos humanos Yesh Din estos incidentes se repiten todos los años. Sin ir muy lejos, el año pasado los colonos robaron miles de kilos de olivares en el área de Nablus, da a conocer el mismo grupo.

Las indicadas granjas están ubicadas en el llamado “Área C” de Cisjordania, lo que está completamente bajo el control militar y administrativo de Israel, en virtud de los términos de los Acuerdos de Oslo, acordados en 1993.

El derecho al libre movimiento de los residentes palestinos en esta área se viola frecuentemente para dar paso a nuevos asentamientos ilegales, caminos de acceso a asentamientos y ejercicios de entrenamiento militar israelíes.

En algunos casos, los palestinos son expulsados de sus propios territorios para permitir la expansión de los asentamientos, como es el caso de los residentes de la aldea beduina de Jan al-Ahmar, que actualmente está bajo amenaza de demolición.

Un agricultor palestino, que habló en condición de anonimato con el diario “Middle East Monitor”, manifestó que las fuerzas israelíes le habían dado solo entre tres o cuatro días para cosechar su producto.

VÍDEO: Colonos israelíes inundan pueblo palestino de Khan Al-Ahmar con aguas residuales

Las granjas de Área C están rodeadas por asentamientos ilegales, así que los agricultores no pueden accederlas sin permiso de fuerzas de Israel, quienes deben estar presentes en la zona cuando los palestinos recogen la cosecha. Si lo hacen en ausencia de las fuerzas de ocupación israelíes, es probable que sean atacados por colonos que le arrojan piedras.

“Yo y mi familia vamos a las 6:00 de la mañana y terminamos en la tarde. El año pasado nos dieron un plazo de tres días, una vez los soldados llegaron tarde en la mañana y otra vez nos obligaron a irnos a mediodía. No logramos terminar de recoger nuestras aceitunas. Pedimos permiso para ir de nuevo, pero dijeron que no. Más tarde, vimos a los colonos recogiendo nuestras aceitunas. Es muy difícil para mí y mi familia ser testigos de eso y no poder defendernos,” dijo el granjero palestino.

Las fuerzas de ocupación tienen una lista de los nombres de campesinos palestinos y solo permiten que los acompañen sus familiares cercanos. Este año, ellos solo pudieron acceder sus granjas los sábados por un período de cuatro semanas. Esto posibilita a los colonos robar los cultivos.

“Si me dan un día a la semana, eso significa que están entregando el resto de la semana a los colonos”, dijo el agricultor.

Las aceitunas son una fuente de ingreso clave para aproximadamente 100,000 familias palestinas que dependen de casi 11 millones de árboles de oliva en Palestina ocupada para su sustento. Solo la industria del aceite de oliva constituye el 20 por ciento de la economía palestina.

Compartir:

Camentarios

Please enter your comment!
Please enter your name here

− 3 = 3