Pese a la campaña de altibajos que vive en la actualidad el Manchester United, el príncipe heredero de Arabia Saudí ha levantado la mano para hacerse con el mando del equipo, en busca de competir en el mercado deportivo contra Qatar y Abu Dhabi.

Pese a la campaña de altibajos que vive en la actualidad el Manchester United, el príncipe heredero de Arabia Saudí ha levantado la mano para hacerse con el mando del equipo, en busca de competir en el mercado deportivo contra Qatar y Abu Dhabi.

Según el diario británico “The Sun”, se trata de Mohamed bin Salman, príncipe heredero de Arabia Saudí, quien buscaría adquirir a uno de los equipos más reconocidos mundialmente, tal y como lo han hecho sus rivales del Medio Oriente con equipos como PSG o Manchester City.

Mohamed bin Salman y su familia actualmente tienen una fortuna tasada en al menos 950 mil millones de dólares, la mayoría provenientes de la venta de petróleo, por lo que estaría buscando comenzar a negociar con los dueños de los ‘Red Devils’, para así hacerse de un porcentaje o la totalidad de las acciones.

Bin Salman considera sustituir a su padre en el trono

Manchester United, que disputa sus partidos en el mítico estadio de Old Trafford, actualmente marcha en el octavo sitio de la Premier League, además de ser segundo lugar de su grupo en la actual UEFA Champions League.

Bin Salman desea asomar a su país hacia Occidente y no duda que el futbol es su mejor forma para efectuarlo. Al tiempo, Arabia Saudí continúa siendo un sitio de paradojas: por un lado, las mujeres pudieron acceder por primera vez a un estadio de futbol; por otro, un jugador recibió cargos legales por hacer un baile occidental en la cancha y su selección no respetó un minuto de silencio en luto por los atentados terroristas en Londres.

Compartir: