El presidente del Gobierno español, Pedro Sánchez, anunció que su país votará en contra del principio de acuerdo sobre el Brexit por su ambigüedad respecto a Gibraltar.
El presidente del Gobierno español, Pedro Sánchez, anunció que su país votará en contra del principio de acuerdo sobre el Brexit por su ambigüedad respecto a Gibraltar.

“Desde hace 72 horas, nos encontramos que en los documentos de retirada y de relación futura, no se aclara algo que para nosotros es fundamental: Gibraltar no pertenece al Reino Unido, sino que está representado por el Reino Unido”, afirmó Sánchez, según Prensa Latina.

Durante un acto organizado en Madrid por la revista The Economist, el mandatario socialdemócrata afirmó que España rechazará el pacto de retirada de Londres de la UE -proceso conocido como Brexit- si no se introducen aclaraciones sobre el estatus de Gibraltar.

Como país no podemos asumir que lo que vaya a suceder con ese territorio dependa únicamente de las negociaciones británicas con el bloque comunitario, pues es algo que España debe tratar de manera directa con el Reino Unido, enfatizó el jefe del Ejecutivo.

Justificó esa postura al recordar que ninguno de los documentos presentados para regular el Brexit o la posterior relación política entre Londres y Bruselas especifica que las cuestiones relativas a Gibraltar quedarán fuera del marco de negociación comunitario.

Sus palabras están en línea con lo expresado por el canciller, Josep Borrell, quien se mostró sorprendido de que el acuerdo de divorcio no reconociera de manera específica la capacidad negociadora de Madrid respecto a su relación futura con Gibraltar al margen de la UE.

“Las negociaciones futuras sobre Gibraltar son negociaciones aparte. Y eso es lo que tiene que quedar claro. Hasta que no quede claro no podremos dar nuestro acuerdo”, afirmó la víspera el ministro español de Asuntos Exteriores.

Para el gobierno socialista de Sánchez, en el artículo 184 del pacto de retirada de Londres de la UE no queda claro que los arreglos sobre Gibraltar deben quedar al margen de la unión.

Borrell señaló que Madrid quería que el convenio de divorcio de Reino Unido dejase claro que los vínculos entre Londres y el bloque europeo no se aplicarían al territorio de Gibraltar, cuya soberanía reclama desde hace tiempo este país ibérico.En los términos actuales, los documentos ‘no reconocen la capacidad de España para poder negociar’ con Gibraltar durante el período de transición para el Brexit, remarcó Sánchez este martes.

Está previsto que los líderes comunitarios decidan el próximo domingo si finalmente dan el visto bueno al acuerdo de retirada y al texto sobre la futura relación política entre Londres y Bruselas.

En abril de 2017, la UE concedió a Madrid derecho de veto sobre la aplicación al disputado enclave -situado en el extremo sur de la península ibérica- de cualquier futuro arreglo entre Reino Unido y el club comunitario en el marco de la negociación del Brexit.

Con una población de 33 mil habitantes, Gibraltar fue conquistado por el Reino Unido durante la Guerra de Sucesión española (1701-1713) y desde entonces generó una tensión continua entre ambas naciones.

Gibraltar dejará la UE junto con Reino Unido en marzo de 2019, aunque el 96 por ciento de sus ciudadanos votó a favor de quedarse en el bloque en el referéndum de 2016.

Compartir: