El presidente de Rusia, Vladimir Putin, descartó la posibilidad del fin de la guerra con Ucrania, a menos que el actual gobierno de Kiev deje el poder.

El presidente de Rusia, Vladimir Putin, descartó la posibilidad del fin de la guerra con Ucrania, a menos que el actual gobierno de Kiev deje el poder.

“Las actuales autoridades ucranianas no tienen interés en resolver el conflicto, especialmente por medios pacíficos (…) Mientras permanezcan en el poder, eso continuará”, dijo Putin al cierre de la cumbre del G20, el bloque compuesto por las 20 mayores economías del mundo, en Argentina, según The Guardian.

Una de las cuestiones que marcó la cumbre de este año fue la confrontación militar entre Rusia y Ucrania en el Mar Negro, que fue la razón de la cancelación del encuentro entre Putin y su homólogo estadounidense, Donald Trump por parte del inquilino de la Casa Blanca, cuyo país es un férreo aliado de Ucrania.

“Es una pena que no tengamos un verdadero encuentro. Creo que realmente es necesario. Espero que podremos reunirnos cuando el lado estadounidense esté listo”, agregó Putin.

El día 25 de noviembre, los guardacostas rusos capturaron tres navíos militares ucranianos y a 24 marinos a bordo, acusados de haber entrado ilegalmente en las aguas territoriales rusas. Los marinos, tres de los cuales resultaron heridos por el fuego de los rusos, fueron puestos bajo detención provisional de dos meses después de comparecer ante tribunales.

Los hechos tuvieron lugar en el estrecho de Kerch, que comunica el mar Negro y el mar de Azov y que separa a la Península de Crimea, de Rusia continental. Los dos vecinos están sumergidos en un tira y afloja desde la anexión de la Península de Crimea a Rusia.

Con la orden del presidente de Ucrania, Petro Poroshenko, y después de la aprobación del Parlamento ucraniano, Kiev aplicó el miércoles la llamada ley marcial en 10 regiones fronterizas con Rusia. Es la primera vez desde la Segunda Guerra Mundial que Ucrania ha declarado este “estado de excepción”.

Según el presidente ruso, Vladímir Putin, “en lo que concierne al incidente en el mar Negro, es una provocación que sin duda fue organizada por el actual Gobierno, incluso por el presidente, en vísperas de las elecciones presidenciales en Ucrania en marzo del próximo año”.

Putin y otros funcionarios rusos creen que Poroshenko va a mostrarse como un héroe ante la nación ucraniana agudizando las tensiones con Moscú para aumentar su popularidad y ganar los próximos comicios, una idea que comparten muchos expertos políticos.

Rusia advierte: Ucrania está jugando con fuego

Las encuestas indican que los índices de aprobación de Poroshenko han reducido considerablemente en los últimos meses. De acuerdo con una reciente encuesta del Instituto Ucraniano de Sociología en colaboración con el Centro Razumkov, el presidente solo cuenta con el 10% de los votos mientras la ex primera ministra Yulia Timoshenko es la favorita con un 21% de los sufragios frente al 11% del actor Vladimir Zelensky.

Compartir:

Camentarios

Please enter your comment!
Please enter your name here

4 + 5 =