Rusia comenzó la prueba del vehículo subacuático no tripulado de propulsión atómica Poseidón, que según fuentes citadas por la agencia Tass “nada puede frenarlo”.

Rusia comenzó la prueba del poderoso dron submarino nuclear bautizado como Poseidón, que según fuentes citadas por la agencia Tass “nada puede frenarlo”.

“El sistema de propulsión nuclear del dron Poseidón está siendo probado en un área marítima protegida de la vigilancia de potenciales enemigos”, anunció Tass, citando a una fuente de la industria de defensa rusa.

El dron submarino, que cuenta con a una planta nuclear en miniatura, podría recorrer hasta 10.000 kilómetros a velocidades de entre 60 y 70 nudos (de 110 a 130 km/h).

Poseidón, que en su interior puede portar una carga nuclear de hasta 100 megatones, tiene la capacidad de destruir puertos y ciudades costeras.

“Anteriormente bautizado como Status-6, el Poseidón fue desvelado por el presidente Vladímir Putin en marzo pasado junto con una gama de nuevas armas avanzadas desarrolladas por el país para contrarrestar la expansión del escudo antimisiles estadounidense alrededor de las fronteras de la Federación Rusa”, explicó, a su vez, la agencia RT.

Rusia prueba un misil que EEUU no puede interceptarlo

La tecnología que está detrás del reactor nuclear del Poseidón sirve de base para otra arma anunciada este año, el misil de crucero intercontinental Burevéstnik.

Los drones Poseidón junto con sus portadores, submarinos de propulsión nuclear, forman parte del llamado sistema oceánico de usos múltiples.

Compartir: