El presidente chino, Xi Jinping, ha instado a la nación de Taiwán a aceptar que la isla

El presidente chino, Xi Jinping, ha instado a la nación de Taiwán a aceptar que la isla “debe ser y será” reunida con China.

En un discurso con motivo del 40 aniversario del inicio de la mejora de las relaciones, el mandatario chino reiteró el llamado de Pekín a la unificación pacífica de Taiwán a China.

Sin embargo, advirtió que China se reserva el derecho a usar la fuerza para lograr su objetivo, puesto que considera la isla taiwanesa como una provincia disidente, por consiguiente, parte de su territorio legítimo.

Si bien Taiwán es autónomo e independiente de facto, la isla nunca ha declarado oficialmente su independencia de China.

No obstante, el presidente de Taiwán, Tsai Ing-wen, dijo el miércoles que la isla nunca aceptaría la reunificación con China en los términos ofrecidos por el gigante asiático.

“Quiero reiterar que Taiwán nunca aceptará ‘un país, dos sistemas’. La gran mayoría de la opinión pública taiwanesa también se opone resueltamente a ‘un país, dos sistemas’, y este es también el ‘consenso de Taiwán'”, afirmó Ing-wen, según BBC.

Ejército de China promete impedir ‘a cualquier costo’ la separación de Taiwán

Bajo la fórmula de “un país, dos sistemas”, Taiwán tendría el derecho a dirigir sus propios asuntos; un arreglo similar se usa en Hong Kong.

En su alocución, el mandatario chino declaró que ambas partes son parte de la misma familia china y que la independencia de Taiwán será “un callejón sin salida”.

Los taiwaneses “deben entender que la independencia solo traerá dificultades”, aseguró Xi, agregando que Pekín nunca tolerará ninguna forma de actividad que promueva la independencia de Taiwán.

También hizo hincapié en que las relaciones con Taiwán eran “parte de la política interna de China” y que “la injerencia extranjera es intolerable”.

China “se reserva la opción de tomar todas las medidas necesarias” contra las fuerzas externas que interfieran con una reunificación pacífica.

Compartir: