Un exministro de Israel, Gonen Segev, acusado de espiar para Irán debería ser condenado a 11 años de cárcel, anuncia el ministerio de justicia de Tel Aviv.

Un exministro de Israel, Gonen Segev, acusado de espiar para Irán debería ser condenado a 11 años de cárcel, anuncia el ministerio de justicia de Tel Aviv.

A través de un comunicado emitido este miércoles, el ministerio israelí de justicia ha informado de que la defensa y la acusación llegaron a un acuerdo para que Gonen Segev, ministro de energía e infraestructuras de Israel entre 1995 y 1996, sea condenado a 11 años de prisión por “espionaje grave” y “transferencia de informaciones” a Irán, informó The Jerusalem Post.

Según la nota, el acuerdo será presentado el próximo 11 de febrero a un tribunal israelí para que dé su aval sobre el caso de Segev, que fue detenido en mayo en el aeropuerto Ben Gurion cerca de Tel Aviv por el servicio de seguridad interna de Israel, Shin Bet, pero su arresto recién se anunció el 18 de junio.

Netanyahu: Israel continuará enfrentando la ‘agresión de Irán’ en Siria

Según el acta de acusación, cuya parte no censurada fue publicada al comenzar el juicio de Segev en julio, indica que el exministro está acusado de haber entregado a la República Islámica desde 2012, cuando residía en Nigeria, informaciones sobre los lugares en donde hay sitios de los servicios secretos israelíes, así como nombres de responsables.

Segev se habría reunido con sus contactos iraníes en varias ocasiones en diferentes países y les habría transmitido informaciones sobre la seguridad y los recursos energéticos en los territorios palestinos ocupados, según Shin Bet.

El pasado diciembre, el director general de contraespionaje del Ministerio de Inteligencia de Irán se refirió al arresto de Segev y subrayó que el primer ministro israelí, Benjamín Netanyahu, “ha estado bajo presión interna y externa más intensa debido a revelaciones de un ministro israelí que espiaba para Irán, así como la filtración a gran escala de los servicios de inteligencia de Israel a por parte de la República Islámica”.

Según el alto cargo persa, ante esta situación, Netanyahu ha ordenado recientemente a Shin Bet que investigue a todos los funcionarios políticos, parlamentarios y de inteligencia sobre posibles contactos con los servicios de Inteligencia de Irán.

Compartir:

Camentarios

Please enter your comment!
Please enter your name here

+ 56 = 58