Abdul Rauf al-Mohtaseb, un palestino que reside en la ciudad cisjordana de Hebrón, rechazó una oferta israelí por valor de $ 100 millones para vender su casa y tienda.
Abdul Rauf al-Mohtaseb, un palestino que reside en la ciudad cisjordana de Hebrón, rechazó una oferta israelí de $ 100 millones para vender su casa y tienda.
El ciudadano palestino ha rechazado todas las propuestas israelíes anteriores que se le hicieron por su hogar y su tienda, ubicados al frente de la Mezquita Ibrahimi, en el centro del antiguo barrio de Al-Sahla en Hebrón (Cisjordania), informó Middle East Monitor.
“Rechacé 100 millones de dólares. Rechazaré todo el dinero en la tierra. No traicionaré a mi tierra ni a mi pueblo. El dinero está bien, pero solo cuando esté limpio”, declaró Al-Mohtaseb.
Según el hombre palestino, las ofertas comenzaron en $ 6 millones, después aumentaron a 40 millones y finalmente llegaron a la gran cifra, es decir los 100 millones.
Con fecha anterior, los colonos israelíes le habían sugerido que podrían facilitar su viaje a Australia o Canadá para tener una nueva vida y encontrar nuevos negocios, otra oferta que fue rechazada por Al-Mohtaseb. Sin embargo, recalcó que no cambiaría su posición, sino que seguiría siendo un guardia de la Mezquita Ibrahimi.
En otra ocasión, un colono, llamado Boaz, se le acercó y le ofreció $ 30 millones para su casa. Al-Mohtaseb llevó a Boaz a su casa y le señaló los ladrillos, preguntándole: “¿Para cuál ladrillo pagarías los $ 30 millones?”
“Quiero comprar toda la casa”, Boaz respondió y Al-Mohtaseb le dijo: “El dinero ($ 30 millones) no es suficiente ni para un ladrillo”.
“Pasé mi infancia aquí, pero mis nietos están privados de esto”, se lamentó el ciudadano palestino señalando que tiene 20 nietos y espera que pasen sus vidas en Palestina y en Hebrón.
Compartir:

Camentarios

Please enter your comment!
Please enter your name here

17 + = 24