Pyongyang, capital del Corea del Norte, se ha transformado en un gran jardín, en el que decenas de miles de flores han sido arregladas en diferentes formas.

Pyongyang, capital del Corea del Norte, se ha transformado en un gran jardín, en el que decenas de miles de flores han sido arregladas en diferentes formas.

Se trata de XXIII edición de un festival que se celebra anualmente para honrar al fallecido líder norcoreano Kim Jong Il, según AFP.

En la edición de este año, se exhibieron más de 30.000 de las flores icónicas de Corea del Norte, , que es una especia creada por un botánico japonés y que fue regalada a Kim Jong Il.

La fiesta, que continuará más de dos semanas, se inaugura cada año en vísperas del aniversario del nacimiento del difunto líder norcoreano.

Otra flor, la Kimilsungia es una orquídea que cultivó el líder histórico de este país, Kim Il Sung. Ambas son icónicas para los coreanos y con ellas se venera de manera especial tanto a Kim Il Sung, como a Kim Jong Il.

Corea del Norte comienza 2019 con una advertencia a EEUU

Esos símbolos de Corea del Norte han estado presentes en casi 200 festivales y exposiciones internacionales de floricultura y de plantas decorativas y acumulan 16 premios especiales.

Sin embargo, la flor nacional de la RPDC es la denominada Mongnan (Magnolia sieboldii).

Compartir: