Después de los ataques yemeníes contra instalaciones petroleras de Arabia Saudí, ¿Piensas cómo es el fin de esta guerra?

Este martes, las fuerzas de Yemen han lanzado una serie de ataques con drones contra las instalaciones de Arabia Saudí.

El ministro de Energía, Industria y Recursos Minerales saudí, Jalid Al Falih, dijo que el ataque con drones se produjo entre las 6.00 y 6.30, hora local (entre 3.00 y 3.30 GMT) en dos estaciones en Dawadmi y Afif, en la región de Riad.

“Esta gran operación militar es la respuesta a la continua agresión y al bloqueo de nuestro pueblo y estamos preparados para perpetrar más”, ha advertido la fuente militar de Yemen.

Arabia Saudí no se ha pronunciado sobre esta información, que llega un día después de que confirmara que dos de sus cargueros fueron atacados frente a las costas del Emiratos Árabes Unidos.

El pasado jueves, los hutíes bombardearon la ciudad portuaria de Yanbu, en el noroeste de Arabia Saudí.

De acuerdo con los analistas, los ataques de hoy suponen además una repuesta a la militarización por parte de EE.UU. de la región de Oriente Medio y su “incondicional” apoyo a Al Saud en su campaña militar que lanza desde marzo de 2015 contra el país más pobre del mundo árabe.

La intervención militar en Yemen comenzó cuando la coalición de Estados árabes, liderada por Arabia Saudí, emprendió una campaña de bombardeos contra su vecino Yemen, el 25 de marzo de 2015.

De acuerdo con el proyecto Datos sobre Localización y Acontecimientos de Conflictos Armados (Acled, por sus siglas en inglés), los ataques saudíes iniciados en 2015, en muchos casos perpetrados con aeronaves y bombas fabricados en Estados Unidos, han dejado más de 60 000 yemeníes muertos.

Unicef, además, denuncia que desde principios de este año más de 400 niños han sido asesinados o heridos por los bombardeos saudíes y sus aliados: la mayoría de los afectados son menos de 9 años.

Compartir: