Madonna

La superestrella del pop, Madonna, defendió su decisión de actuar en el Festival de la Canción de Eurovisión en Israel, esta semana.

Madonna dijo que siempre se pronunciará para defender los derechos humanos y espera ver “un nuevo camino hacia la paz”, según Al Jazeera.

Madonna hará una aparición especial el sábado durante las finales de Eurovisión en Tel Aviv. El lugar ha provocado llamamientos a un boicot por parte de activistas pro palestinos que quieren que compañías, artistas y gobiernos se retiren de Israel.

La popular competencia Eurovisión cuenta con músicos de más de 40 países y fue vista el año pasado por unos 189 millones de espectadores en alrededor de 50 países europeos.

En su primer comentario sobre su decisión de cantar en el evento, Madonna dijo que era una defensora de todos los derechos humanos.

“Nunca dejaré de tocar música para adaptarla a la agenda política de alguien ni dejaré de denunciar las violaciones de los derechos humanos en cualquier parte del mundo”, dijo el cantante en un comunicado.

Músicos de Gaza celebran un “Eurovisión alternativo” entre las ruinas de los bombardeos

“Mi corazón se rompe cada vez que escucho sobre las vidas inocentes que se pierden en esta región y la violencia que a menudo se perpetúa para adaptarse a los objetivos políticos de las personas que se benefician de este antiguo conflicto. Espero que pronto podamos liberarnos de este terrible ciclo de destrucción y crear un nuevo camino hacia la paz ” afirmó.

Israel está organizando el concurso de Eurovisión después de que la cantante local Netta Barzilai ganó el año pasado. El país ganador acoge habitualmente el año siguiente.

Se espera que Madonna, de 60 años, interprete dos canciones en Tel Aviv, una de su próximo álbum “Madame X” que se lanzará en junio. Ella había realizado sus giras mundiales a Israel en 2009 y 2012, y es una seguidora de la forma mística del judaísmo llamada Cabalá.

Compartir: