Sistemas antiaéreos rusos S-400

El embajador de Irak en Moscú, Haidar Mansur Hadi, aseguró que su país optó por comprar los sistemas antiaéreos rusos S-400.

“El Gobierno iraquí ha decidido adquirir estos misiles”, dijo el alto diplomático en una rueda de prensa en Moscú, informó la agencia Sputnik.

Mansur Hadi agregó que de momento no hay una fecha concreta de la transacción.

Al contestar a la pregunta de la prensa sobre posibles obstáculos por parte de Washington para sellar el trato, el embajador indicó que existen canales diplomáticos para resolver las discrepancias con los estadounidenses.

El S-400 (SA-21 Growler en la clasificación de la OTAN) es capaz de abatir aparatos aéreos de tecnología furtiva, misiles de crucero, misiles balísticos tácticos y táctico-operativos.

Con un alcance de hasta 400 kilómetros, el equipo ruso puede destruir blancos a alturas de hasta 30 kilómetros.

Helicópteros de EEUU arrojan alimentos y medicamentos a los restos de ISIS en Irak: informe

Producción de automóviles rusos en Irak

Además, Hadi aseguró que considera posible la futura producción de automóviles rusos en su país.

“Tal vez se abra una planta para la fabricación de automóviles rusos en Irak“, dijo.

El diplomático no precisó de qué marca de vehículos se trata, pero aseguró que los iraquíes aprecian los autos rusos.

“En su época se trataba de automóviles Lada y Moscovich”, recordó Hadi.

Según el embajador, Irak está interesado igualmente en aumentar las inversiones de las compañías energéticas rusas en el país.

“Las empresas rusas como Lukoil, Bashneft, Rosneft, Gazprom, tienen inversiones en Irak (…), las inversiones actuales de Lukoil en Irak superan los 9 millones de dólares, existe el deseo de aumentar estas inversiones hasta los 30 millones, algo que coincide con el deseo de Bagdad”, dijo el diplomático.

Hadi catalogó de “muy exitosa” la cooperación entre su país y Rusia en la esfera energética, particularmente en las ramas de gas y petróleo.

Compartir: