Israel intentará obstaculizar la adquisición de los sistemas de defensa antimisiles S-300 por parte de Siria, declaró a Sputnik el exministro de Defensa israelí, Moshe Yaalon.

Israel intentará obstaculizar la adquisición de los sistemas de defensa antimisiles S-300 por parte de Siria, declaró a Sputnik el exministro de Defensa israelí, Moshe Yaalon.

Según afirmó el político, a Israel “no le gustan” los planes de Moscú de entregar a Siria los sistemas S-300 Favorit para proteger la capital del país árabe y las bases aéreas sirias. Yaalon recordó que el sistema de defensa antiaéreo sirio se basa en complejos de fabricación soviética o rusa como los S-75, S-200, Buk o Pantsir.

“El S-300 es un sistema más poderoso, y no nos gustaría que apareciera en Siria. Pero, de la misma manera que somos capaces de hacer frente al sistema DAM [antiaéreo] existente, también tenemos que estar listos para lidiar con los S-300”, subrayó.

Yaalon reveló que Tel Aviv no desea que estos sistemas “caigan en manos de los sirios” y que siempre ha debatido con las autoridades rusas sobre cuestiones similares a través de los canales de comunicación adecuados.

El exministro sugirió que “Moscú tal vez reciba señales por nuestra parte sobre lo inconvenientes que son estos suministros”.

A su vez, el ministro actual de Defensa de Israel, Avigdor Lieberman, afirmó en una entrevista exclusiva con el periódico Kommersant que Tel Aviv “va a responder a cualquier ataque contra nuestros aviones”. Al mismo tiempo, afirmó que si los S-300 sirios no apuntan a Israel, “es un asunto muy diferente”.

En abril, el ministro de Asuntos Exteriores de Rusia, Serguéi Lavrov, declaró en una entrevista con Sputnik que después de un ataque con misiles contra Damasco realizado en la madrugada del 14 de abril por EEUU, el Reino Unido y Francia, Rusia ya “no tiene el compromiso moral” de no suministrar a Siria sistemas de defensa antiaérea S-300.

Lavrov recordó que hace varios años Moscú se abstuvo de entregar los S-300 a Damasco a petición de algunas potencias occidentales, no obstante, “ahora, tras la agresión indignante de EEUU, Francia y el Reino Unido debemos pensar en cómo garantizar que Siria esté protegida”.

El S-300 es capaz de operar con misiles tierra-aire de corto, medio y largo alcance. Puede interceptar cazas, helicópteros, aviones espía y misiles de crucero y balísticos. Está destinado a defender importantes bases militares, instalaciones industriales y administrativas, así como puestos de mando.

Compartir:

Camentarios

Please enter your comment!
Please enter your name here

17 − 11 =