Un vehículo aéreo no tripulado (UAV, por sus siglas en inglés) Qasef-1 Ejército de Yemen ha atacado una base militar en la región suroeste de Arabia Saudí de Asir, informó la agencia de noticias yemení Saba.

Un vehículo aéreo no tripulado (UAV, por sus siglas en inglés) Qasef-1 del Ejército de Yemen ha atacado una base militar en la región suroeste de Arabia Saudí de Asir, informó la agencia de noticias yemení Saba.

De acuerdo con las fuentes pro hutíes, citado por la agencia de noticias South Front, el ataque ha causado una explosión notable y un número importante de muertos en la base. Sin embargo, estas afirmaciones no han sido confirmadas por la coalición liderada por Arabia Saudí.

El nuevo ataque del movimiento popular yemení Ansarolá (hutíes) se produce en medio de las crecientes fricciones dentro de la coalición que provocó el colapso del avance apoyado por Arabia Saudí en la ciudad portuaria de Al-Hudayda, al oeste de Yemen, que todavía está en manos de los houtíes.

Alerta a Arabia Saudí: Yemen ha pasado a etapa de ataque con drones

Recientemente, un líder del movimiento separatista del sur del Yemen respaldado por los Emiratos Árabes Unidos (EAU), Hassan Baoum, pidió a sus combatientes que se retiraran de las áreas fuera del sur de Yemen. Según fuentes locales, al menos una parte de los combatientes del movimiento del sur ya se ha retirado de las líneas del frente. El movimiento del sur es un grupo pro separatista, que busca establecer un estado de facto independiente en el sur de Yemen.

Este grupo está compitiendo activamente con el Gobierno respaldado por Arabia Saudí de expresidente prófugo yemení Abdu Rabu Mansur Hadi, que está utilizando la ciudad sureña yemení de Aden como su “capital”.

Las tensiones entre el movimiento del sur y el Gobierno de Hadi, así como un conflicto de influencia entre Arabia Saudí y los Emiratos Árabes Unidos, son las razones de la incapacidad de la coalición para asestar un golpe decisivo a los hutíes en un campo de batalla.

Compartir: